Ni el café, ni el té ni el chocolate inducen arritmias | Por: @rigotordoc

Durante años, los médicos -incluyéndome- hemos recomendado a los pacientes con arritmias tanto auriculares como ventriculares que renuncien a los placeres del café y un estudio presentado durante una sesión de póster presentados en las Sesiones Científicas de la Heart Rhythm Society 2015 sugiere que estábamos equivocados.

El póster se originó en la base de datos del Estudio de Salud Cardiovascular, (CHS por sus siglas en inglés), que es una cohorte de base poblacional en los EE.UU. que comenzó en 1989 que originalmente inscribió y siguió 5.201 pacientes de 65 años y más.

Los investigadores de San Francisco, San Luis, y Portland se hicieron la pregunta de si el dogma común de evitar la cafeína en pacientes con extrasístoles auriculares y ventriculares era recomendable. Es una pregunta importante porque las propiedades antioxidantes del chocolate negro, el café y el té pueden conferir beneficios para la salud. Además, muchas veces pedimos a los pacientes con arritmias que renuncien a muchos de los placeres de la vida –calorías, alcohol y, a veces, incluso a hacer triatlones, por ejemplo. Si además también le prohibimos el café o chocolate, sobrepasamos la raya.

El equipo de investigación cuantificó las contracciones auriculares prematuras (CAP) y contracciones ventriculares prematuras (CVP) en 1.414 personas que fueron asignados al azar a llevar monitores Holter de 24 horas. Luego compararon esos datos con los resultados del cuestionario de frecuencia de alimentos autoreportados y se hicieron las estadísticas habituales para evaluar a las asociaciones.

Se realizó regresión lineal se realizó para evaluar las relaciones entre los productos con cafeína y las ectopias cardíaca antes y después del ajuste multivariable.

Las frecuencias de consumo medio reportado de café, té y chocolate fueron 2,5 porciones por semana, 0.5 porciones por semana, y 0,14 porciones por semana, respectivamente. No se identificó relación entre el consumo de estos compuestos y la frecuencia de CAP o CVP.

No se evidenció asociación alguna entre el consumo de café, té, o chocolate con frecuencia de CAP o de CVP.

El CHS ha sido el más grande estudio de cohortes para evaluar los efectos de la dieta en las arritmias cardíacas y sus hallazgos sugieren que las recomendaciones clínicas que desaconsejen el consumo de productos con cafeína en pacientes con CAP y CVP deben ser reconsideradas.

Algunas consideraciones al respecto.

Los autores utilizaron el término productos “saludables” con cafeína por una buena razón. Se tomaron en cuenta productos naturales como el chocolate, el café y el té en forma original, no bebidas deportivas ni energizantes.

Por otra parte, podemos aceptar que los ensayos observacionales tienen debilidades. Se utilizaron cuestionarios de dieta auto reportados, los grupos no fueron asignados al azar, y las muestras de 24 horas de ectopias pueden no ser representativas de la carga global de arritmias.

Sin embargo, los resultados se alinean bien con otros estudios anteriores. Un meta-análisis de los investigadores chinos Min Cheng, Zunsong Hu, Xiangfeng Lu y colaboradores, publicado en línea el 06 de enero 2014 en el Canadian Journal of Cardiology, llegó a la conclusión de que existe una relación inversa entre el consumo de cafeína regular y el riesgo de fibrilación auricular. El análisis de Cheng y colaboradores tomó en cuenta seis estudios de cohorte prospectivos que incluyeron 228 465 participantes. Tres de estos estudios se realizaron en los EE.UU., dos en Suecia y uno en Dinamarca y durante un seguimiento promedio de cuatro a 25,2 años, 4.261 participantes sufrieron de FA.

Los estudios en este meta-análisis mostraron que 400 mg de cafeína no indujeron cambios en los índices de la onda P en comparación con el electrocardiograma basal, e incluso uno mostró que 400 mg de cafeína no cambiaba el intervalo PR, la duración del QRS, el intervalo QT corregido, ni el RR intervalo.

En otro estudio, 300 mg de cafeína tampoco aumentaron la incidencia o severidad de las arritmias ventriculares durante la fase de recuperación del IM agudo. Incluso en pacientes con arritmias ventriculares clínicas, la cafeína no alteró significativamente la capacidad de inducción o la gravedad de las arritmias.

Además, en personas que habitualmente consumen cafeína, los efectos adrenérgicos de ésta se atenuaron considerablemente y su posible efecto proarrítmico agudo se redujo.

Según ellos es poco probable que el consumo de cafeína aumente el riesgo habitual de FA. De hecho, concluyen que el consumo de cafeína habitual en realidad puede reducir el riesgo de FA.

Así que si le gusta el café, té o chocolate, y sufre de arritmias no hay razón alguna objetiva para privarse de ellos.

Referencias:

  1. Dixit S, Stein PK, Dewland TA. Consumption of “healthy” caffeinated products and cardiac ectopy. Heart Rhythm Society 2015 Scientific Sessions; May 13, 2015; Boston, MA. Abstract PO01-113
  2. Cheng M, Hu Z, Lu X, et al. Caffeine intake and atrial fibrillation incidence: Dose response meta-analysis of prospective cohort studies. Canadian J Cardiol 2014: DOI:10.1016/j.cjca.2013.12.026.

.

Dr. Rigoberto J. Marcano Pasquier @rigotordoc

Medicina Interna

Ambulatorio Medis.

Av. José María Vargas. Centro Comercial Santa Fe.

Nivel C3. Consultorio 2.

Caracas. Venezuela.

http://rigobertomarcano.com

Rigoberto José Marcano Pasquier

Médico internista venezolano: 25a de graduado UCV! Tecnofílico. Ecléctico. Panel Physician de la Embajada de Estados Unidos en Caracas. Coordinador de Twitter de la Sociedad Venezolana de Medicina Interna. CEO de Medicina Preventiva Santa Fe. WebMaster de medicinapreventiva.info y medicinapreventiva.com.ve Fotógrafo aficionado: Instagram @rigobertomarcano

rigotordoc has 260 posts and counting.See all posts by rigotordoc

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: